Saltar al contenido

El mito del emprendedor y la innovación

junio 17, 2010

España intenta salir de la enorme crisis económica, social y de valores en la que está inmersa de la mejor manera que sabe y puede. Es evidente que el trabajo que queda por delante, por parte de todos, es inmenso, y que no hay receta mágica para salir de esta por la vía rápida. Pero también está claro, que como le decía a Jorge Galindo un comentarista, algunos conceptos, en forma de memes, calan más que otros en el grueso de la población. Uno de ellos, es sin duda, el del “emprendedor”. Tal vez su éxito se deba en parte a que representa lo opuesto a esa España que tenía como lema “que inventen otros”, y a que a nadie le molesta ver que a su país se le relaciona con conceptos como “progeso”, “investigación” o “innovación”. Y ahí es donde ha empezado a florecer, lo que a mi entender tiene bastante de leyenda, de mito, por mucho que evidentemente tenga algo de realidad.

Sin embargo, y como en España somos muy nuestros, y en la Internet patria más todavía, el mito del emprendedor tecnológico o de Internet, tiene en nuestro país unas particularidades muy peculiares. El emprendedor (o aspirante a emprendedor) patrio, visita periódicamente el blog de Martin Varsavsky, empresario (que no emprendedor, en mi opinión) argentino de éxito, conocido por su labor, entre otras en Jazztel y Ya.com, y cuya mayor habilidad se encuentra en la de vender participaciones de sus empresas por precios que le han hecho millonario. También suele saberse de memoria todos los libros de Trías de Bes que escribió “El libro negro del emprendedor”, curiosa obra que intenta quitar las ganas de emprender a los ciudadanos españoles, como si éstos hubieran tenido o tuvieran alguna gana de hacer tal cosa, aún corriendo los tiempos que corren. El emprendedor español en ciernes, visita asimismo eventos como el First Tuesday, que consiste básicamente en una reunión en un bar, en la que todos acaban bastante piripis, para hacer networking (ahora le llaman así) y escuchar a un emprendedor de prestigio, que habitualmente se ha arruinado varias veces y que actualmente tiene una empresa en Internet que ni siquiera ha alcanzado el break even. El organizador de este evento en España es alguien como Carlos Blanco, empresario que no hace mucho buscaba emprendedores y líderes para…¡escribir un blog! (¿¡!?). Como veréis, en definitiva, el panorama del emprendimiento de Internet en España, es cuanto menos curioso.

Pero lo que hizo que me alarmara un poco en cuanto a esta “fiebre emprendedora”, fueron las declaraciones que Manuel Castell ofreció en una entrevista para Iñaki Gabilondo en CNN+ hace unos días. El profesor Castell mantenía que lo que España necesita para salir de la crisis es innovación y emprendedores, apelando a que el modelo de Silicon Valley es el que de verdad puede tirar de una economía como la española en momentos como los que estamos viviendo. Ahora bien, yo me pregunto, por un lado: ¿puede España sacar del desempleo a más de 5.000.000 de personas convirtiéndolas en emprendedores de alta tecnología? Tengamos en cuenta que una gran parte de esos millones de parados provienen del sector de la construcción, y su única labor conocida fue la de apilar ladrillos durante el boom inmobiliario, y que el nivel educativo que poseen puede que no sea precisamente el más adecuado para sentar las bases de un Valle de Silicio español. Por otro lado, me gustaría reflexionar, si cabe un momento, sobre el significado que se le suele dar a la palabra “innovación”, por parte del sector “emprendedor” español. Por lo que interpreto, me da la sensación de que para gran parte del emprendimiento internetero, empresas como Apple y Microsoft son lo máximo en cuanto a innovación se refiere. Cuando la realidad es que tanto unos como otros, lo único que han hecho es copiar o comprar ideas de otras empresas, y llevarlas gracias al marketing a la informática de consumo (para quien tenga interés por conocer los inicios de esta empresas, recomiendo la película “Piratas de Silicon Valley”). Son por tanto, en mi opinión, éxitos empresariales, no empresas propiamente innovadoras o “emprendedoras”. Y ahí está en mi opinión la clave: lo que de verdad necesita España, son empresarios formados y serios, no “emprendedores”, en el sentido que veo va tomando la palabra en nuestro país. O al menos, necesita más de lo primero que de lo segundo. Por otro lado, de nada creo que serviría intentar transplantar un modelo de éxito de otro país aquí, si no contamos con una estructura productiva, un sistema educativo, o una dinámica social si quiera parecida al del país de referencia. Y me temo, que desgraciadamente, España está muy lejos de USA en todos estos aspectos, como para que una propuesta como la de Castell cuaje aquí por si sola, y como por arte de magia del mito del emprendedor.

About these ads
21 comentarios leave one →
  1. junio 17, 2010 5:36 pm

    El emprendedor, sobre todo aquellos que pretenden crear productos con cierta vision, es un tio que requiere mucho RESPETO de la sociedad que le rodea. Respeto significa que se le deje trabajar, sin mas.

    En Espana, no solo no se le respeta, sino que como centrado en su emprendimiento, ofrece un punto debil que aprovecharse para darle por culo todo lo posible, asi que de emprendedor pasa a superviviente y blanco facil.

    Tras pasar por ello, recomiendo emprendimientos tipo Bono o el Dioni. Estan mas en consonancia con lo que la cultura merece. De donde no hay no se puede sacar. Sin mas.

  2. José María Enlace permanente
    junio 17, 2010 5:56 pm

    El anterior comentarista ha soltado un palabro de mucho cuidado: PRODUCTO.

    El quid de la cuestión está en esa palabra todopoderosa. No conozco emprendedores capaces de crear un producto. Todas las actividades necesarias para que un concepto se convierta en un objeto o servicio que cale en la mayoría de la ciudadanía y le aporte un valor tal que estén dispuestos a pagar por él. El DENOSTADO por ciertas ideologías producto de masas.

    Y es que la denigración de producto de masas, su destrucción y abolición, es lo que matará a la clase media. Si no es posible crear cientos de miles de unidades o servir a cientos de miles de clientes, es que sencillamente no necesitas una gran empresa. Además no generarás empleos para gente poco capacitada.

    La mayoría de los denominados emprendedores saben que el ataque más furibundo por parte de un capitalista a tu idea es que diga de ella que es «de autoempleo». El objetivo del emprendedor es VIVIR DE LAS RENTAS DE SU EMPRESA, no trabajar en ella.

    Si acaba trabajando en ella, como director, quitará un puesto de empleo a gente muchísimo más cualificada que él para ese puesto. Es el puñetero afán ibérico de la producción: tanto produces tanto vales. La realidad es que una empresa bien gestionada debe ser llevada por profesionales, y el emprendedor (o promotor, me gusta más esta palabra porque es la que se debería usar) tiene como trabajo vivir de las rentas de su empresa y trabajar en la sombra para que el invento no se fastidie.

    Un empresario metido todo el día en un despacho no es un empresario, es un administrativo.

    Ganar dinero es el objetivo asqueroso, sucio y real que impulsa Silicon Valley. Quien lo niegue es que no tiene ni idea de lo que habla. Nunca conocerás más mercachifles, cabrones, hijo***, y demás individuos de baja escala moral que en Silicon Valley. Vive allí un tiempo y lo verás tu mismo. Ese no ha sido nunca ni será nunca el problema.

    De hecho Silicon Valley nació de las cenizas de una California forjada por la fiebre del oro, entre inmigrantes, prostíbulos, opio y disparos. Aaaah, y no olvidar que Silicon Valley nació (en su rama tecnológica) de la SEGUNDA GUERRA MUNDIAL. Era allí donde se diseñaban los radares y armas que empleaba el ejército americano (ver magnífica serie de Steven Blank http://steveblank.com/category/secret-history-of-silicon-valley/ ).

    Respecto al bodrio de «Piratas de Silicon Valley»… mentiras, mentiras y mentiras. Como es posible que gente que ve películas de Holliwood de pronto otorgue veracidad a una de ficción ¿Qué será lo siguiente?.

    A todo esto, emprendedor no implica informática. Eso si que es un error de base. ¿Qué hay de la química? ¿motores? ¿agricultura? ¿medicina? ¿banca?….. ¿Es que ya no son … «cool»? ¡Válgame dios!

    En resumen, la palabra «emprendedor» está llega de contradicciones, y mientras tanto los empresarios y promotores (vuelvo a repetir, un emprendedor es un PROMOTOR) de la vida real, en todo tipo de industrias, siguen trabajando sin que nadie se dedique a decir tonterias sobre ellos.

  3. junio 17, 2010 5:57 pm

    Como comprenderás pep, coincido y no coincido contigo.

    Por supuesto que el emprendedor merece un respeto como tal, pero también hay que admitir que hay emprendedores y empresarios muy poco respetables. El respeto, como siempre, no sale de la nada, se gana con los hechos.

    Por otro lado, yo no creo que haya que tirar la toalla y resignarse a sufrir la (en muchas ocasiones) asquerosa mentalidad y actitud españolas, muy al contrario, creo que habría que trabajar duro y por todos los frentes posibles para cambiarlas.

    Me pregunto cual es el coste social y económico de la famosa “mentalidad española”, y que porcentaje del paro que tenemos se debe, directa o indirectamente a ella. Pero eso ya es otro tema, tal vez para otro post.

    En cuanto a lo que dices, José María estoy de acuerdo en líneas generales, y es interesante la perspectiva que aportas. Al final el negocio es el negocio. He particularizado en la entrada acerca de los “emprendedores de Internet” porque son los que más me llaman la atención por sus peculiaridades, a veces cercanas a lo que Alfredo de Hoces dio en llamar “cancamusa” refiriéndose a fenómenos como el de Enrique Dans. Sin embargo, sea estrictamente cierto o no lo que se narra en “Piratas de Silicon Valley” (aunque me consta que muchos datos son “históricamente” ciertos) nadie puede negar objetivamente que Apple no es para nada una empresa innovadora en el sentido estricto de la palabra, ni Microsoft. Reitero que en mi opinión son éxitos empresariales, más que propiamente tecnológicos.

    Gracias por la aportación del link al blog de Steve Blank, pero sinceramente, ese cutre wordpress y ese estilo un tanto conspiranoico, tampoco es que me inspiren mucha confianza como fuente fidedigna de los verdaderos hechos.

  4. José María Enlace permanente
    junio 17, 2010 6:55 pm

    cambiosocialya , seamos realistas. La «innovación», entendida como parir algo totalmente nuevo en lo técnico es absurda. Simplemente no existe.

    Para crear cualquier cosa hacen falta infinitos pasos, dados por muchos antes que tu, y por muchos a la vez que tu.

    Lo innovador generalmente no es el producto en sí, sino como venderlo, distribuirlo, mostrarlo u orientarlo. La infinidad de casos en este sentido es absurdamente grande. Apple no robó. De hecho deberías investigar a Alan Kay y la historia de Xerox. De hecho ¡incluso a los que ellos «robaron» lo hicieron de otros! La incultura y falta de conocimientos históricos en este aspecto dan a veces ganas de liarse a guantazos. Por ejemplo … ¿conoces «the demo»? ¡¡¡¡Es del año 1968!!!! http://www.youtube.com/watch?v=X4kp9Ciy1nE , te tienes que ver los 9 videos que hay colgados en youtube. Si no quieres te anticipo lo que verás: Videoconferencia, sistemas GUI, raton, ventanas, intearcción en tiempo real, edición de un documento entre varios participantes conectados a través de una red informática, audio, y ya no recuerdo si animación….

    ¿Robaron los de Xerox todas esas ideas de Engelbart? ¿Robó Apple de Xerox esas ideas? ¿Las robó microsoft de Apple? Es un debate sin sentido, las ideas no se roban.

    Respecto a Bill Gates engañando y robando.. la realidad es que trató de convencer en innumerables ocasiones al de CPM para que licenciara el sistema operativo a IBM y el muy capullo se negó sistemáticamente. En aquella época NADIE QUERÍA HACER TRATOS CON IBM, porque eran malos, feos y ricos. Era una cuestión moral. De hecho Bill Gates no tenía ningún sistema operativo… al final lo compró porque no tenía más remedio. Lo que Bill Gates quería venderle a IBM era su intérprete de BASIC que ya tenía y era suyo. Pero vamos es uno de los cientos de detalles erróneos de la historia. Y que conste que no tengo nada a favor ni en contra de Microsoft xD.

    Steve Blank es uno emprendedor en serie DE VERDAD. Ha montado 7 empresas, desde supercomputadores hasta internet, es profesor de MBA en Stanford y una de las figuras más respetadas de Silicon Valley. Si vas a juzgar a la gente por su blog, entonces supongo que los creadores de Google (que ni siquiera tienen web) deben ser unos desgraciados, Emilio Botín un panoli…. y puedo seguir así durante días.

    Internet altera la realidad y deja a la gente tonta. El dinero se mueve fuera de la red, pero si tienes un blog con «cutre wordpress y ese estilo un tanto conspiranoico» ¿entonces no eres de fiar? Quizá ese pensamiento es el que genera «emprendedores» como los que describes ;)

  5. junio 17, 2010 7:07 pm

    No, no me interpretes mal, como te digo estoy casi en total acuerdo contigo.

    Yo no digo que Apple robara, lo que digo es que copió y compró la tecnología que le pareció oportuno. Pero para mi eso no es la INNOVACIÓN con mayúsculas. La innovación, en mi opinión, es transitar por caminos que otros nunca antes transitaron, crear algo nuevo de verdad. Por ejemplo, la utilización de la energía atómica, o dar con una teoría científica que cambia radicalmente el “estado de la técnica”.

    En cuanto a lo de las fuentes fidedignas, al menos reconocerás que es un problema, si bien uno va desarrollando cierto olfato (no estoy diciendo que yo tenga el mejor). Toneladas y toneladas de bibliografía, referencias en Internet, material de todo tipo…que la mayoría de las veces no tenemos manera de verificar o validar.

    Y por supuesto que muchas veces la innovación está en como se presenta el producto, o a que mercado se enfoca o en como se vende. Pero para mi, la verdadera innovación es la otra.
    Total, puede que todo sea cuestión de perspectiva.

  6. junio 17, 2010 8:25 pm

    Es tu opinión que en First Tuesday los asistentes acaban piripis, yo nunca lo he visto.

    Por otro lado hablas de que los ponentes son personas que no han alcanzado el break even, ejemplos de algunos ponentes de los ultimos meses que están con buenos beneficios:

    - Iñaki Ecenarro (Trovit)
    - Cesar Oteiza (Idealista)
    - Tomas Daigo (Softonic)
    - François Derbaix (Toprural)
    - Marc Vidal (Cink)
    - Faustino Jimenez (Arsys)
    - Nacho Sala (Atrapalo)
    - Jesus Encinar (Idealista)
    - Mikel Urizarbarrena (Panda)
    - Albert Ribera (Trovit)
    - Didac Lee (Inspirit)

    Nuestro objetivo es divulgar el sector y formar al emprendedor, así que charlas de gente con mucha experiencia como Ismael El-Qudsi, Angel María Herrera, Martin Manent o Emilio Márquez también aportan mucho.

    Con respecto a que busco empresarios para escribir en un blog, eso es un tonteria / barbaridad escrita por ti. Ni siquiera te has mirado bien el producto para ver cual es realmente el interés de negocio (descargas), ni es necesario que el emprendedor escriba (ya hay periodistas contratados), antes deberías informarte.

    ¿Aprobarás este comentario?

  7. junio 17, 2010 9:14 pm

    Carlos, por supuesto que lo apruebo, yo en el fondo soy como tú, que me va la marcha.

    No creas que no te sigo, pero ya sabes como es Internet, que si no se dice algo jocoso o que llame la atención, los contenidos pasan a mejor vida antes de tiempo. Como decía la canción “my words may disturb, but at least there’s a reaction”. Si no se cacarea un poco, no hay discusión, y sin discusión, a mi entender, no hay blogs.

    Y precisamente porque te sigo, te critico, con ánimo constructivo, aunque como digo, dándole un poco de marcha al asunto, porque si no, no hay nada que hacer.

    Sobre el evento que representas en España, habría mucho que hablar. Desde luego no me parece una mala idea, pero para empezar, y como te escuché en tu ponencia en Iniciador, si no recuerdo mal…¿qué necesidad hay de pedir permiso a la organización original de un evento así para traerlo a modo de “franquicia” a España? ¿Tienes que pedir permiso a alguien en UK (si no recuerdo mal) para reunir a unos amigos, tomarse unas copas en un bar y hablar de emprendimiento?

    Por otro lado, yo entiendo tu tono cercano, y no creas que no admiro tu buen hacer cuando haces de maestro de ceremonias…pero sinceramente, a veces este tipo de reuniones parecen más una panda de amigos en la barra de un bar que una reunión de empresarios o emprendedores con fines más “profesionales”.

    Sé que se trataba de una reunión muy especial, y de unas circunstancias muy especiales, pero en el encuentro con Emilio Márquez…¿había necesidad de emplear palabras soeces, y sacar a colación las (sic) tías que se había follado a lo largo de su vida Emilio?

    http://agoranews.es/2010/06/02/emilio-marquez-cuenta-su-historia-en-first-tuesday/

    No sé si tal vez el tema salió por la temática porno que ha desarrollado Emilio a lo largo de su carrera, pero lo digo de cara a posibles empresarios, emprendedores, o incluso inversores que pudieran llegar a ver como se desarrolló la conversación. Y que conste que admiro el coraje y la actitud de Emilio, pero una cosa no quita la otra, lo cortés no quita lo valiente.

    En cuanto a los datos económicos de las empresas de Internet, y en previsión de que no vuelvan a repetirse episodios como el de Mubuzz.tv, y muchos otros, no estaría de más algo más de transparencia y rigor en el análisis. Te he visto muchas veces presentar datos de tu grupo, pero creo que hay que dejar los sloganes y los datos impactantes para ofrecer datos más técnicos, máxime en eventos como Iniciador, que se suponen diseñados para futuros emprendedores. A veces da la sensación de que los ponentes acuden más para promocionar sus proyectos o vender motos que para ayudar a los futuros empresarios (con honrosas excepciones). Por ejemplo, a mi, como economista, no me dice nada que me des tus datos de facturación, si no me das a la vez un resultado después o al menos antes de impuestos de tu grupo, o si no me detallas un balance de situación o de los correspondientes estados contables tomados en su conjunto, sin descontextualizar datos sueltos que en el fondo no dicen nada.

    Respecto a la lista de empresas con beneficios que facilitas, estamos en las mismas: está bien para una reunión de amigos, o para alguien sin pretensiones de un mínimo análisis económico. ¿Qué entiendes tú por “buenos beneficios”? Amén de que los estados contables y financieros de las empresas que mencionas, en todo caso los conocerán ellos, y hay que verlo todo en su contexto.

    En definitiva, creo que hay que aspirar a algo más de profesionalización en todo esto, algo más de rigor, aspirar a más. Lo cual no está reñido ni con la cercanía ni con la informalidad.

    Es mi opinión, y no la cambiaré hasta que alguien me demuestre lo contrario con algo más sólido que una charla basada en Powerpoints.

  8. junio 17, 2010 11:29 pm

    Y yo me pregunto: ¿Será Manuel Castells y no Manuel Castell? Lo digo por la insistencia. Es que el Sr. Castells es una referencia mundial en el análisis de la sociedad red y cooperador necesario en un clásico de la literatura geek (y de la literatura empresarial ya): “La ética del hacker”. “La Era de la Información” es un clásico obligado, lo digo para que se lo compre. El otro, Castell, no tengo ni idea, pero si sus opiniones coinciden con las de Castells seguramente me caerá bien también.

    El razonamiento necesitamos “empresarios formados y serios y no emprendedores” es de una altura solemne: ¿cómo se puede ser empresario si no se es emprendedor? Vaya: Bill Gates dejó la universidad. Y era Harvard. Steve Jobs, otro fugado. ¿Es porque estaban formados y eran serios o porque eran emprendedores?

    La cuestión de perderse en el bosque ya no sé si continuarla. O sí. Veamos: no se sale de cinco millones de parados con emprendedores. Mmm, qué interesante: ¿los va emplear la Renfe? Como no haya empresas que, casualmente, las crean emprendedores, vamos mal. O, si por azar, un porcentaje importante de ellos decidiera crear su propio negocio – que puede ser una panadería, vaya, que eso es emprender – no sólo se reduciría el paro, sino que emplearían a más.

    ¿En dos días? No, hombre no: se trata de que en cada crisis aquí el paro no se vaya al 20%, de que más tejido empresarial es más riqueza y más empleo. “Formados y serios” No hay escuela que enseñe a arriesgar y al duro arte de persuadir para vender a cuatro lo que vale tres. Se puede contar, pero formar…

    La ingenuidad de pensar que porque se “roban” las ideas unos a otros (¿volvemos a la discusión de cómo encerrar el conocimiento con premisas legales frena la innovación?) no hay innovación es, sinceramente, fascinante (innovación es lo que el mercado acepta como innovación y no construir algo que no quiere nadie, ya había reproductores mp3 antes que el iPod pero es el iPod el que define una categoría y con su tienda asociada innova todo el mercado de la música).

    En fin, que vamos a hacer llegar un canuto a ver qué tal pintamos la o.

    (Y, cierto, Trias de Bes hace libros “de consumo” de ejecutivos, pero El Libro Negro no es para desincentivar, es para conocer los errores habituales)

  9. junio 18, 2010 12:05 am

    Evidentemente hablaba de Castells, pero también va siendo marca de la casa el dejar los errores sin corregir, primero por honestidad y para que quede constancia, y en la práctica por falta de tiempo.

    Como casi siempre, Gonzalo, interpretas mal con buenos razonamientos, pero interpretas mal, es más, a estas alturas empiezo a sospechar que lo haces conscientemente. Como amante de lo audiovisual, creo que para ti tiene gran importancia la belleza formal y la auto-coherencia de tus propios razonamientos, aunque en el fondo puedan llegar a ser falsos.

    En tu razonamiento hay varias premisas falsas que como siempre intentas colar con habilidad. Una de ellas es entender que alguien que monta una panadería es un emprendedor (¿para ti también es un innovador?) por el simple hecho de que es lo que tú piensas, pero mucho me temo que si preguntas a los asistentes a los eventos que menciono si un panadero es un emprendedor o no, mucho me temo que la respuesta no está tan clara. También pasas por alto algo que he dicho expresamente en varias ocasiones, tanto en el post como en los comentarios: me refería específicamente a los emprendedores “tecnológicos/TICs”.

    Por si fuera poco, también pareces ignorar que lo que rebato no es la idea de si lo que necesita España son muchos emprendedores o pocos, lo que me pregunto es si en la España de HOY EN DÍA esos emprendedores son posibles, dado el nivel de formación de los parados, y la estructura productiva con la que cuenta nuestro país (por mencionar solo dos factores de entre cientos).

    Tú puedes definir la innovación como tú quieras, pero al menos déjame que yo haga también lo mismo. Para mi, ponerle un palo a un caramelo (el chupa-chups, “innovación” hispana) no es innovación tecnológica. La idea de fabricar una central nuclear gracias a las teorías de varios genios de la Física, si lo fue, la primera vez que se completó. Supongo que es una cuestión de bajar o subir el nivel, tú pones el listón más bajo, yo considero que debe de estar más alto.

    Por otro lado, lo que a mi me parece fascinante es que para ti, algo tan disperso, indeciso y caprichoso como el “mercado” sea el que defina los conceptos. Tal vez ese ha sido el problema: dejar que el mercado decidiese que era un “piso caro” o un “piso barato”. Si hoy en el “mercado” (¿qué mercado, el de dónde, en base a qué parámetros?) se venden más discos de Lady Ga-Ga que de Mozart…¿hay que concluir inmediatamente que Ga-Gá es mejor que Mozart?. En mis tiempos los conceptos los definían cosas como los diccionarios, pero claro, se ve que la cosa ha cambiado mucho, y ahora Belén Esteban es “la voz del pueblo”.

    Por si fuera poco, pareces presuponer que cualquier empresa que funde un “emprendedor”, sea lo que eso sea, está abocada directamente al éxito, por el simple hecho de “arriesgar”. Y digo yo, que si no se hacen las cosas con seriedad, formación y un mínimo de garantías el emprendedor puede fracasar más que Renfe en el intento de crear empleo, ¿no? A eso era a lo que me refería cuando decía que lo que se necesita son empresarios serios y formados. Creía que era una idea simple, pero se ve que no.

  10. junio 20, 2010 12:54 am

    Pero si en España abrir una frutería de barrio es todo un viacrucis de papeleo, impuestos, normativas, inconvenientes,… Aquí los únicos “emprendedores” son los que andan a la chepa de los cargos políticos sin perder de vista el presupuesto. En eso si que somos emprendedores. La de cosas que se les han ocurrido para saquear todo, hasta descapitalizar las Cajas dejando en prenda millones de metros cuadrados de terreno recalificado criando ortigas.

    Como dice el artículo, la construcción de 800.000 viviendas anuales daba trabajo a dos millones de personas directamente y otro montón de forma indirecta. Lo malo es que eso se construía con millones de euros que se tomaban en préstamo, creándose una economía artificial con precios del metro cuadrado insostenibles, que es lo que ha arruinado el negocio. Eso y la inmigración descontrolada, hizo el resto. Sobran millones de trabajadores porque millones de puestos de trabajo se crearon artificialmente con la burbuja inmobiliaria. El problema es de mucha envergadura.

  11. junio 20, 2010 1:38 pm

    Efectivamente, el problema es de mucha envergadura.
    Y precisamente por eso me sorprenden mucho las soluciones simplistas del tipo “España lo que de verdad necesita para salir de esto son muchos emprendedores”. Porque aunque así fuera (que no lo tengo tan claro) los problemas subsiguientes son si se puede hacer algo así, y cómo se hace.

    Y es curioso, porque estoy harto de ver conferencias de emprendedores para emprendedores, como ellos dicen, y repiten una y otra vez que las ideas no valen nada, que lo que vale es la ejecución. Pues aquí estamos en un caso parecido: alguien tiene la idea de que lo que necesita España son emprendedores. Según la “teoría emprendedora” esa idea no vale nada, lo que de verdad vale es la ejecución de esa idea. Así que habrá que encontrar a alguien que la ejecute.

    Y ahí es donde está la dificultad: algo así solo lo puede ejecutar una sociedad entera. Y la sociedad entera es la que está en crisis, la pescadilla que se muerde la cola. De ahí que todo pase por un cambio social. Un cambio social ya.

    Eule, gracias por el link, lo leeré cuando que tenga un hueco, parece interesante.

  12. junio 20, 2010 5:44 pm

    Pues sí, llevas razón, he estado viendo algunos vídeos del first tuesday ese…y es verdad, no acaban piripis…es que ya lo están al empezar…jejeje.

    Coincido en que habría que dotar estos eventos de un poco más de seriedad…

  13. julio 27, 2010 8:39 pm

    En las crisis a todos se les da la loca por los emprendimientos.
    Cuando peor estamos nos hacen creer que TODO ES POSIBLE.

  14. julio 27, 2010 10:31 pm

    Bueno, ser, lo que se dice ser, pues puede que sí.
    Lo de “todo es posible”, en el fondo si te paras a pensarlo es una cuestión más filosófica que económica o de cualquier otro tipo.
    Pero lo que está claro es que si no se ponen los medios pertinentes, los “emprendedores” se tienen que convertir en poco menos que héroes para sacar sus empresas adelante. Yo no he querido hacer una caricatura aquí del emprendedor, o de quitarle el valor que sin ninguna duda tiene. El problema es que un país debe tener un proyecto común, un plan estratégico, integral, y no un montón de planes inconexos con los que encima ni siquiera se sabe a dónde se quiere ir.

Trackbacks

  1. Anónimo
  2. Bitacoras.com
  3. Tweets that mention El mito del emprendedor y la innovación « ¡Cambio social ya! -- Topsy.com
  4. Club Lorem Ipsum :: Materias Grises » Archivo » El mito del gran innovador
  5. El mito del emprendedor y la innovación « Realidad Alternativa
  6. Escritos de Jorge Galindo » Blog Archive » La innovación del cómo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 43 seguidores

%d personas les gusta esto: